¿Dónde están los apartamentos Burlington? ¿Qué está ocurriendo aquí?
Los apartamentos de Burlington son tres edificios situados en los números 131, 143 y 171 de S. Burlington Avenue en el vecindario de Westlake, cerca del centro de Los Angeles.

Tras haber sido notificados en febrero por la administración de la inmobiliaria del alza en el alquiler para este año, algunos residentes comenzaron a dejar de pagar la renta a partir de marzo y se han negado a hacerlo por varios meses. Ante esto, la empresa de administración de la inmobiliaria adoptó medidas judiciales destinadas a desalojar de sus viviendas por la vía legal a los residentes que tienen deuda.

Dos inquilinos fueron desalojados tras fallos adversos en tribunales. Otros inquilinos pagaron los montos adeudados, incluidas las alzas, por lo que pueden seguir habitando los apartamentos. Comprendiendo que algunos inquilinos no están en condiciones de pagar todo lo que adeudan de una sola vez, la empresa de administración inmobiliaria decidió dejar sin efecto los desalojos y pidió a todos los inquilinos que paguen la renta de septiembre, y luego acuerden un plan de pago sin intereses por el saldo en morosidad.

¿Cuántos inquilinos están en situación de desalojo?
Si bien la mayoría de las 190 unidades de los edificios continúan pagando la renta, más de 80 residentes se han negado a pagar y están en riesgo de desalojo legal de los apartamentos de Burlington.
¿Cuándo se notificó a los inquilinos del alza en la renta?
La empresa de administración inmobiliaria, FML Management Corp., notificó a los inquilinos la decisión de aumentar la renta en febrero de 2018, y se les dio plazo hasta el 1 de abril para hacer los ajustes necesarios. Aproximadamente 80 inquilinos dejaron de pagar la renta en marzo, antes de que se materializara el alza del alquiler. Estos 80 inquilinos no han pagado la renta en los últimos siete meses.
¿Por qué subió el precio de la renta?
Westlake, el vecindario cerca del centro de Los Angeles donde se encuentran los apartamentos de Burlington, ha experimentado rápidos cambios en los últimos años, lo que se ha traducido en un mayor flujo de inquilinos en la zona. En los últimos diez años, los costos generales de mantener un complejo de apartamentos de gran envergadura en Los Angeles han aumentado considerablemente. La empresa de administración de los apartamentos de Burlington determinó que para mantener la competitividad en el mercado, debía aumentar legalmente el valor de la renta en los apartamentos de Burlington en 2018.

La empresa de administración comprendió que los residentes de los apartamentos de Burlington son familias de esfuerzo con presupuestos ajustados, por lo que decidió alzar la renta únicamente a un nivel costeable para los edificios, no a las tarifas de mercado del vecindario.

¿Por qué el alza en los apartamentos de Burlington fue del 20 al 40% de una sola vez, en lugar de aplicar aumentos graduales en los últimos 8 a 10 años?
Los residentes han aprovechado una renta inferior a los valores de mercado sin alzas anuales del 2008 al 2017, pero era hora de aproximar el valor a las tasas actuales del mercado. Incluso con los valores nuevos, las unidades están aproximadamente $200 por debajo de las rentas del mercado y coinciden con las tasas establecidas por el HUD para 2018. El alza del alquiler nunca debió resultar sorpresivo para los inquilinos y fue el equivalente a una módica alza anual del 3% desde 2008.
¿Cuál es la tasa de mercado para el inmueble? ¿Y qué significa ‘tasa HUD’?
HUD es la sigla del Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (Department of Housing and Urban Development) de EE. UU. El HUD posee edificios de apartamentos en cada zona metropolitana principal en el país, y los alquila a tarifas que sean costeables para los residentes de la zona.

En 2018, las tasas del HUD para el condado de Los Angeles son de $1284 para unidades de un dormitorio y de $1675 para los de dos dormitorios. Los residentes de los apartamentos de Burlington han pagado tarifas de 2008 por 10 años y, en febrero de 2018, muchos de los inquilinos pagaban apenas $950 por apartamentos de un dormitorio y $1050 por las unidades de dos dormitorios. Por otro lado, la renta de los apartamentos de una y dos dormitorios en el vecindario tiene un valor de entre $1500 hasta más de $2000 al mes.

En marzo, la renta de las unidades de un dormitorio se elevó a $1300 y la de dos dormitorios subió a $1675, cifras que se aproximan a los valores del HUD. Sin embargo, las nuevas unidades de los edificios experimentaron un alza de $100 a $200 más.

¿A quién pertenecen los apartamentos de Burlington?
Los apartamentos de Burlington pertenecen a la familia Ehrlich mediante un fideicomiso familiar. Son administrados por una empresa inmobiliaria profesional llamada FML Management Corp.
¿Qué es el Fideicomiso Familiar Ehrlich de 1979?
El Fideicomiso Familiar Ehrlich de 1979 es la entidad legal que posee y administra los apartamentos de Burlington.
¿Estaría la empresa de administración dispuesta a dejar que los inquilinos morosos se queden?
Sí. La empresa de administración desea que todos los inquilinos vuelvan. Al igual que los residentes que acaban de deponer la “huelga de renta”, lo único que deben hacer los inquilinos es acercarse a la oficina de administración en terreno para acordar un calendario de pago de los montos adeudados y pueden permanecer en sus viviendas.

Es por eso que la empresa de administración desestimó las medidas de desalojo, pues quería dar a los inquilinos la oportunidad de pagar el alquiler y continuar viviendo en los apartamentos de Burlington.

¿Por qué 80 inquilinos dejaron de pagar la renta simultáneamente?
La empresa de administración considera que el sindicato de inquilinos y su abogado, personas que no viven en los apartamentos de Burlington y que velan más por sus propios intereses financieros y políticos, asesoraron pésimamente a los inquilinos que se negaban a pagar la renta. La empresa de administración jamás quiso iniciar el proceso de desalojo contra ningún residente. Pero cuando el abogado y el sindicato aconsejaron a los residentes dejar de pagar la renta en marzo, la empresa de administración no tuvo otra alternativa que comenzar los procesos de desalojo.